MENÚ

Creo que todos hemos escuchado hablar sobre la magia de la Navidad, y es probable que con ello, nos vengan a la mente lindas historias o sentimientos profundos. Junto a eso, también creo que la mayoría asociamos estas fechas con esperanza, y la creencia de que, en estas fechas, cualquier milagro es posible.

Y es que, aunque esta celebración conmemora el nacimiento de Jesús, toda la magia que logramos ver sobrepasa el sentido religioso.

Historias mágicas de Navidad que se pueden encontrar

Si lo piensas bien, existen diversas historias alrededor de la Navidad que tienen un toque de magia o milagroso. Así, por ejemplo, el nacimiento de Jesús, se clasificó como un evento milagroso. Mientras que la figura de Santa Claus, aunque provenga de una persona de la vida real, es mágico, pues la manera en que lo personificamos y concebimos así es.

Y es que, un señor que en una noche visita un gran número de casas dentro de un trineo tirado por renos que vuelan, no puede ser sino magia. También está el hombre de nieve y los duendes que trabajan con papa Noël, entre otros. Y así, entre milagros y magia, esta celebración ha capturado el corazón de las personas.

El sentimiento está en todas partes, si vamos al cine o prendemos la televisión, veremos una infinidad de películas en donde se aborda el tema. Y conforme los niños van creciendo, aprenden que diciembre es un mes lleno de magia.

La magia y el sentido religioso

Sabemos que el sentido original de la Navidad es el nacimiento de Jesús, sin embargo, ha llegado a tener asociación con figuras e historias mágicas. Como ya se sabe, la celebración del 25 de diciembre, es una adaptación de la celebración pagana de Saturnalia.

El objetivo de poner el festejo en la misma fecha que esta fiesta, fue que las personas empezaran a poner atención al cristianismo, y poco a poco se adaptaran al cambio. Además, el cristianismo empezó a ser una creencia legal, lo que impulso esta decisión.

Entonces, la Navidad guarda ciertos elementos de esta festividad, y aunque su simbolismo y su tema de festejo sea Jesús, se unió a las costumbres que se tenían. Por supuesto, estas han ido evolucionando o adaptándose a la época, pero se han quedado dentro. De aquí, que no resulte extraño ciertos elementos mágicos.

El significado de la magia de la Navidad en estos tiempos

Pero hoy en día, poco o nada se relaciona la Navidad con Saturnalia, de hecho, ya el significado religioso para muchos, no todos, va perdiendo peso. Lo que quiero decir, es que, en estos días, cuando se habla de la magia o milagroso de estas fechas, su significado es otro, esta orientado al amor y a la esperanza.

Y es que estos días dan la excusa perfecta para juntarse, cocinar, reunirse con la familia y amigos, reconciliarse, festejar. Para dar y compartir.
No sé cómo se logra, pero apenas llega la víspera, se nota un cambio en el humor de la gente, de verdad, lo juro, lo he visto, no solo en mí, sino en las personas que me rodean y hasta en las que no conozco. ¿Se han dado cuenta?

Es algo que se respira en el ambiente, empieza diciembre y salen los adornos en las tiendas, los arbolitos, y de apoco la gente empieza a llenarse de esta festividad. No solo se trata de preparar la cena, los regalos, es más que eso, las personas se tornan más amables, cuidadosas, comparten. Es común ver como existen brigadas que en estas fechas están al pendiente de los que no tienen casa.

Yo lo relaciono a que, después de todo un año de trabajo, preocupaciones, estrés, situaciones difíciles, llega este momento del año en que por unos días puedes relajarte, puedes sentir un poco de esperanza, ver a aquellos que quizá no viste en muchos meses. Disfrutar una buena cena y reír.
Además, el hecho que el fin de año este tan cerca, renueva la posibilidad de un nuevo comienzo. Y si el significado de la Navidad era el nacimiento de Jesús, algo que simbolizaba el amor y esperanza, estos dos sentimientos aún siguen vigentes, se celebre con sentido religioso o no. Ya uno lo acomoda a su visión de la vida.

Tips para crear una atmósfera mágica en Navidad

Una pequeña ayuda para crear un ambiente mágico nunca esta demás. Esto hará que el festejo sea especial y no perdamos la magia de la navidad.

1. Con el paso del tiempo y conforme nos vamos haciendo mayores, es común que vayamos olvidando o dejando de hacer ciertas tradiciones que teníamos cuando éramos niños o más jóvenes. Retomar estas actividades imprimirá magia a esta celebración. Puede ser algo tan sencillo como ver películas con tus hermanas o hermanos, hacer adornos para el arbolito de navidad como lo hacías cuando eras menor, etc.

2. Para saber que es la magia de la Navidad, deja de pensar en el sentido financiero de estas fechas. Has algo que no conlleve dinero y que te haga sentir útil y que estas aportando. Me refiero a que puedes apuntarte a algún voluntariado, puedes juntar cobijas o ropa abrigadora y darla a las personas que sabes lo necesitan, por ejemplo.

3. Qué tal si para tu lista de regalos dejas fuera las cosas que necesitas y colocas aquellas que deseas. Por ejemplo, esa camisa, zapatos, libro, etc. así como cuando eras niño y pedías regalos por el gusto que te daría recibir algo que deseabas. También puedes obsequiar el deseo de alguien.

4. ¿Quieres sentir la magia de la navidad y transmitirla?, entonces participa de ella, crea una lista de canciones de la época, ve películas del tema, has los adornos para tu casa, decora, pon el arbolito, cocina los platillos típicos, has reuniones navideñas….

5. Haz algo distinto, lo novedoso siempre trae emoción a la vida. Recordar un poco ese juego de cuando éramos niños y nos asombrábamos porque todo era nuevo. Puedes realizar un pequeño viaje, o cosas más simples como patinar o esquiar, si no nunca lo has hecho.

Concluyo que….

Todas las emociones y actividades que pasan en estas fechas hacen que la Navidad sea mágica, y que lejos de cualquier personaje que podamos encontrar en ella, nosotros somos los principales actores que crean la magia y el milagro de estas fechas.

Comparte imágenes con motivos navideños y disfruta de la magia de la navidad

Te puede interesar también